Aditivos Alimentarios (Números E)

Los aditivos son unas sustancias que se utilizan en la preparación de los alimentos con diversas finalidades, tales como la conservación, coloración, edulcoración, etc. La legislación europea define los aditivos alimentarios como “cualquier substancia que, normalmente, no se consuma como alimento en sí o ni se use como ingrediente característico en la alimentación, independientemente de que tenga o no valor nutritivo, y cuya adición intencionada a los productos alimenticios, con un propósito tecnológico en la fase de su fabricación, transformación, preparación, tratamiento, envase, transporte o almacenamiento tenga, o pueda esperarse razonablemente que tenga, directa o indirectamente, como resultado que el propio aditivo o sus subproductos se conviertan en un componente de dichos productos alimenticios“.

Números E (Sistema Internacional de Numeración de Aditivos Alimentarios)
Los aditivos alimentarios se especifican siempre en la lista de ingredientes del alimento en el que se ha utilizado. Se debe identificar tanto la función del aditivo en el producto terminado (por ejemplo, si se trata de un colorantes, conservante, etc.) y la sustancia específica utilizada, nombrada ya sea haciendo referencia a su Número E o su nombre.
El hecho de que un aditivo tenga un Número E asignado da la garantía de que el aditivo ha pasado controles de seguridad y que ha sido aprobado para su uso en la Unión Europea.
El sistema de Número E se utiliza además como una manera práctica y sencilla de etiquetar los aditivos autorizados en todos los idiomas de la Unión Europea.
Las clasificación general de los Números E, según sus funciones, es la siguiente:
Colorantes: E-100 – E-199
Conservantes: E-200 – E-299
Antioxidantes y Reguladores acidez: E-300 – E-399
Estabilizantes: E-400 – E-499
Reguladores del pH y Agentes Antigrumos: E-500 – E-599
Potenciadores del Sabor: E-600 – E-699
Varios: E-900 – E-999

Listado de números E

Existen 27 clases distintas de aditivos en función de sus propiedades. Por ejemplo, los colorantes son aditivos que añaden o restablecen el color de los alimentos mientras que los conservantes aumentan la vida útil de los mismos.

En función de su acción se clasifican en los siguientes grupos:

Acidulantes
Agentes de carga
Agentes de recubrimiento (incluidos los lubricantes)
Agentes de tratamiento de las harinas
Almidones modificados
Antiaglomerantes
Antiespumantes
Antioxidantes
Colorantes
Conservantes
Correctores de la acidez
Edulcorantes
Emulgentes
Endurecedores
Espesantes
Espumantes
Estabilizantes
Gases de envasado
Gases propelentes
Gasificantes
Gelificantes
Humectantes
Potenciadores del contraste
Potenciadores del sabor
Sales de fundido
Secuestrantes
Soportes